Páginas del blog Ría de Ribadeo

martes, 22 de junio de 2010

Vídeo Hoces del Riaza

Al hilo de la anterior entrada, cuelgo este estupendo reportaje de TVE en el que se hace un repaso de la historia del Refugio de Rapaces de Montejo de la Vega. Centrándose en la figura del guarda Hoticiano Hernando, se hace una muestra de los enormes valores naturales de este espacio protegido. En el video podemos ver también a Fidel José Fernández, al actual guarda e hijo de Hoticiano, Susi, así como conocer los orígenes del Refugio gracias a la labor de Félix Rodríguez de la Fuente.


viernes, 18 de junio de 2010

Hoces del Riaza (Montejo, Segovia)

Especies identificadas:

buitre leonado - gyps fulvus
alimoche - neophron percnopterus
cigüeña - ciconia ciconia
cernícalo - falco tinnunculus
oropéndola - oriolus oriolus
chova piquirroja - pyrrhocorax pyrrhocorax
mirlo - turdus merula
pico picapinos - dendrocopos major
cuco - cuculus canorus
pinzón - fringilla coelebs
triguero - emberiza calandra
ruiseñor bastardo - cettia cetti
avión común - delichon urbicon
avión roquero - ptyonoprognen rupestris
golondrina - hirundo rustica


Alimoche (fotografía de Manuel Zurita)


Buitre leonado


Pinzón
El domingo 13 de junio hicimos una ruta de senderismo con mis compañeros de la Asociación Elefante Rocoso por las Hoces del Río Riaza, en Segovia. Es un enclave natural de un gran valor ecológico y paisajístico, por el que el gran Félix Rodríguez de la Fuente paseó en innumerables ocasiones y que se acabó convirtiendo, gracias a sus esfuerzos, en un espacio protegido como refugio de rapaces.
Hace mucho menos tiempo la Junta de Castilla y León le otorgó la figura de Parque Natural, medida no exenta de polémica debido a sus planes de promoción turística de la zona, la creación de sendas señalizadas, el previsible aumento del número de visitas, y la consecuente perturbación del entorno y tranquilidad de las aves. En opinión de muchos expertos son medidas que podrían acarrear grandes perjuicios para las poblaciones de aves de la zona, y especialmente para la colonia de buitres, que son sin duda alguna el símbolo de este enclave.


Hoces del Riaza
Así lo cree uno de los mayores defensores de las Hoces del Riaza, y que lleva una gran parte de su vida dedicada a proteger y estudiar este maravilloso lugar. Se trata del Doctor Fidel José Fernández, que supo recoger como nadie el testigo de Félix y hacer suya una causa en la que muchas otras personas han estado también involucradas. Personas como el guarda Hoticiano Hernando, o su hijo “Susi”, que amantes de su tierra y su naturaleza, han luchado también por proteger este lugar.
El domingo, antes de iniciar la ruta, tuvimos la fortuna de encontrarnos con Fidel José, tan elocuente como de costumbre, con el que estuvimos charlando más de hora y media sobre los buitres, las hoces, el Parque Natural, el censo, la “Hoja Informativa”, y que además hizo de anfitrión y llamó al entrañable Hoticiano para que saliese a saludarnos y a su hijo Susi para unirse a la charla.

Foto de grupo con Hoticiano, Susi y Fidel José

Después de este inmejorable prólogo, la jornada no podía ser otra cosa que un éxito, y cargados con nuestras mochilas, los prismáticos, y las cantimploras bien llenas de agua, pasamos un fantástico día de campo, rodeados de naturaleza, y vigilados desde los cortados por los majestuosos buitres.

Nido de buitre leonado en los cortados


Buitreras


Río Riaza


Hoces del Riaza

martes, 8 de junio de 2010

Censo de Invierno 2010 en la Ría de Ribadeo

Recojo algunos datos interesantes del censo de invierno realizado en enero en la Ría de Ribadeo por ornitólogos de la Coordinadora Ornitolóxica d'Asturies.

Según sus datos, el número de anátidas sigue la tendencia de los últimos años, manteniéndose un claro descenso en las cifras comparadas con las recogidas en las décadas de los 80 y principios de los 90.

El silbón (anas penelope), el ánade rabudo (anas acuta) y el ánade real (anas platyrhynchos) estuvieron por debajo de la media para la década 2001-10 y sólo la cerceta común (anas crecca) la superó. Y eso que según su histórico de datos, para las dos primeras especies esa media es casi la mitad de la media de la década de los 80.

Así pues, no son buenas noticias en lo que a la población de anátidas invernantes en la Ría de Ribadeo se refiere.